Érase una vez una gata pequeña que se llama Dolores vive con su hermano en un campo lejos muy lejos. Su hermano es un perro grandullón llamado Antonio y ellos tienen una tienda de melónes y aguacates cerca del bosque.

Un día, el amigo mejor de Antonio estaba enfermo y de hecho el grandullón le pedió a su hermana que se los llevaría a su amigo unos pasteles y Dolores le gusta mucho esta idea porque le ama al amigo de Antonio, quién se llama El Gato Grande.

Para alcanzar a su casa, Dolores tenía que pasar a traves de un bosque y cuando estaba caminando en este bosque, encontró una grilla loca y de repente olvidó su misión y decidió perseguir la grilla.

La gata estaba tan concentrada en persiguendo esta grilla loquísima que finalmente cuando fue capaz de capturarla, ambos de ellos fue perdieron tan profundo en el bosque, y fue este momento que encontraron la casa de una bruja vieja. Fue una bruja fea, negra y peligrosa que aunque tenía mas que 80 años, nadie le había amado.  Cuando la bruja vió a las dos, le preguntó a la gata :

– Oye! Qué haciendo estas aquí?

– Yo estaba caminando a la casa del Gato Grande, un amigo de mi hermano y.. y.. encontré esta grilla loca.. y ya me estoy perdido… Así respondió Dolores.

– Hmmmm… Dónde vive este Gato Grande, es él guapo? Preguntó la bruja fea.

– Sí!!! Es muy guapo con el pelo largo y los ojos soñados.. Su casa está cerca de un arroyo en este bosque.. Contestó Doloeres tan entusiasta, pensando del Gato Grande.

Pero de repente la bruja convertió Dolores en una mariposa y le guardó con la grilla en una jaula, lo que luego con su magíca minimizó y llevó en su collar. Despues, iba a la casa del Gato Grande.

Pero cuando llegó al arroyo, tambien estaba allí Antonio porque él estaba tan nervioso porque no había escuchar nada de su hermanita. Pues, la bruja usó su mágica otra vez y convirtió la grilla en una perra bellísima y le dijo que si quería mantener su belleza, hay que seducir Antonio, hacerle perseguirla en el bosque y matarle.

Y así intentó la grilla loca, cuando Antonio vió a ella, le amaba enseguida y le perseguió en el bosque. Pero al fin no podía matarle a Antonio porque vió a un grillo viejo en el bosque y le enamoraba enseguida tambien y porque no podía completar su misión de la bruja, se volvió a la forma de una grilla y salió con el grillo viejo.

Ahora Antonio, como ya le dio cuenta que estaba engañado, volvió a la casa del Gato Grande, mató a la bruja fea y libetó su hermanita.

Dolores y el Gato Grande luego se enamoraron y decidieron que viven juntos en el bosque.

Y colorín colorado, este cuento se ha acabado.

Dolores (Ngoc Tram Anh)

Foto : Guillaume Lacourt